Con la llegada del Otoño se produce un cambio de horarios basado principalmente en el argumento del ahorro de energía. Así en las tres imágenes posteriores reparamos en tres sitios emblemáticos de Bilbao. Captadas en la oscuridad de un atardecer cualquiera, sobre las seis de la tarde del mes de Noviembre. La que acompaña estas letras, la Iglesia de San Antón, que preside el escudo de la noble villa bilbaína.

Vidireira Arriaga

Esta otra es la vidriera que ocupa la parte trasera de la fachada del imponente teatro Arriaga, en la que una vez más aparece el citado puente e Iglesia de San Antón.

Estacion de la Misericordia b y n

Y por último, en blanco y negro la fachada de la estación del ferrocarril Bilbao-Santander, más conocida como la del hullero o de la Robla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *