Un museo de arte contemporáneo que cambio la fisionomía urbanística y el tejido sectorial de la Villa. Un espectáculo de luz, color y sonido proyectado sobre la fachada Norte del edificio para conmemorar su veinte cumpleaños. A lo largo de veinte minutos se representan escena vinculadas a su construcción, a las obras que lo albergan, a la araña que incluso cobra vida y se desplaza por la fachada, el paso de las estaciones., entre otras. Un acontecimiento muy recomendable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *